SOBRE LA PIEL DEL VERSO DE AURORA GÁMEZ ENRÍQUEZ

Por Lola Irún

Sobre la piel del verso

Aurora Gámez

Stonber Editorial (Barcelona, 2021)

La poeta Aurora Gámez Enríquez ha publicado un nuevo poemario titulado: La piel del verso, en la editorial Stonberg (2021), que me parece magnífico en su conjunto. Considero un gran acierto la combinación formal de los haikus, silvas, liras, sonetos con los poemas medianos y largos. Usar formas clásicas para después introducir la modernidad con el lenguaje y una visión novedosa de los temas dota al poemario de una propuesta estilística compleja y matizada.
Es un libro luminoso, un sueño libre, como dice uno de los poemas. La piel del verso, un hermoso título, como lo es el epígrafe de Gloria Fuertes del haikú que lo arropa. La soledad y el silencio buscados por la poeta para poder sumergirse en la humildad, en la belleza del saber. “Entrego mi Universo” es bello y tierno, los lectores podemos escuchar ese coro de niñas que nos cantan en el poema aspirando, con entereza, a ser mujeres libres. Están muy bien elegidos los epígrafes. Y sí, hay que visibilizar a las poetas, porque contamos con grandes mujeres poetas. Desde Safo, hasta la actualidad, sus versos son nuestro faro y, a pesar de sus voces libres, ambiciosas, siempre han quedado relegadas. Así lo demuestra el excelente epígrafe de Gabriela Mistral que precede al poema “Luz y presencia “.  La poesía nos permite apartar las piedras del camino. La mirada de la poeta hace eso, observa críticamente, pero no para apartarse a un castillo, un torreón, un lugar retirado donde ejercer un privilegio, sino para arremangarse y apartar esas piedras, las propias, las del prójimo, las del otro al que amamos, en las casas, en las calles; y lo hace, humildemente, con aquello que la conforma: las palabras, el ritmo, las metáforas.

El poema «Quise volar” hace volar a las lectoras. Un hallazgo la metáfora del peso vetusto y desgastado y ese giro de las alas de pluma. Los versos son una declaración de amor, una manera de decirle al amado:  no tengas miedo de que la poesía me aleje de ti, ¿no ves que cuando escribo mis alas intiman con mi ser verdadero y más te amo?

Aurora Gámez Enríquez ha escrito un libro total. Bien estructurado, arriesgado formalmente, con dominio del lenguaje, del estilo y la sintaxis, con imágenes y metáforas sorprendentes. Los temas son profundos, reflejan el misterio de la poesía, del lenguaje, abrazan la solidaridad, el feminismo, con sobriedad y delicadeza. Un canto de agradecimiento a las educadoras, una celebración de la vida, de la naturaleza, del saber, de la poesía, de la amistad, del amor.

Compartir:
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Share on print
error: Content is protected !!